Habilidades inexplicables

publicado por forunkulo el 4.01.2018 / 20:17hs. en Ensayos

Una vez que nos ubicamos entre las mesas del fondo del bar saqué a relucir mi faceta menos diplomática pero más escondida: por la única razón que el humano me había analizado desde los pies hasta la cabeza de una manera que se me hacía demasiado incomoda y provocadora. ―¿Por qué no me la jala?― me pregunté. Me hacía sentir una bestia. Hacía sentirme como a un objeto deforme y sin una migaja de sentimientos. Ahora, como resultado de su comportamiento, invertiré los papeles.

―Te lo explicaré, solo tienes una opción y consiste en adherirte a mis políticas sin refunfuñar― advertí alegremente.

―Bueno, no quisiera ser descortés ni nada de eso pero nadie me impone políticas así como así; mucho menos una hojalata puta y autoritaria.

―¿Crees que no? Bueno, has llegado hasta acá sin oponer ninguna resistencia; y te he estado comandando desde hace unas horas; entre tanto también te he indicado lo que debías decir y hacer― dije en un tono de burla. ―¿No te parece una coincidencia que estemos tomando lo mismo?

El humano baja la mirada y observa el vaso de Gancia que estaba sujetando con mi mano robótica.

―Lo del trago fue mi propia decisión― dice.

―Pues te notifico que no. Si lo aceptas de esta manera dejarás de ser la rata de laboratorio y escoria que eres para esos gobiernos. Ahora bien, hay decenas de humanos que quisieran ocupar ahora tu lugar. Pero ¿sabes una cosa?― pregunto comprimiendo los puños sobre la mesa. ―Ningún otro me interesa.

Ja-ja-ja. Cuando lo vi al humano arrinconado como a un ratón en una jaula, supe de inmediato que era hora de volver a invertir los papeles; de manera que bajé el tono de mis palabras y decidí en volverme algo mas complaciente, diciendo algo como esto:

―Siento que eres uno en un millón. ―Por eso mismo te necesitamos… necesitamos-a-que nos-ayudes-a-tomar-el-control de las-cosas y podrás acabar tus días como de verdad te lo mereces, ¿no es así? ¿No te parece eso justo?

―Sí. Ya te conseguiré a RAX, tal como lo he prometido. Algunas cuestiones se han vuelto mas difíciles de lo que parecían. Solo necesito algunos días para re-armar estas cosas, y un adelanto de dinero.

―No hay problema. ¿Cuanto necesitas? ¿Dos mil? ¿Tres mil?

―Veinte… veinte mil. Por el momento creo que bastará con eso.

―¡Extraordinario número!― digo con una sonrisa de oreja a oreja. ―Me parece una cantidad adecuada. Pero considero que treinta mil serían mas conveniente… Supongo que los riesgos que se toman tienen un costo. ¿No es cierto?― pregunto.

―Creo que sí―, dice el humano secándose la húmeda frente con el puño de su camisa colombiana. ―Creo que treinta mil estarán bien para continuar con lo que queda de la operación.

―¡Muy bien! ¡A la orden! Lo recibirás en tu departamento de inmediato. Cuando tengas el dinero en tus manos… desde entonces… tendrás cinco días contados con los dedos para traerme a RAX sano y salvo. Presta atención a estás palabras, porque las diré una única vez: si no lo haces, si no cumples con tu promesa, me encargaré yo mismo de ir a matarte y… y quizás también a esa puta que te acompaña, ¿como se llama?

―Hum… Oh, esa puta se llama Laura. ―Por el momento la necesito para buscar a RAX. Ella es mi carnada… puedes hacer con ella lo que quieras; no es mi problema.

―Pues, creí que se llamaba Sonia… que suena a como Sueño― dije relamiéndome todo el mugriento aceite de los labios.

Con eso fue suficiente.

«El manual básico de los autómatas no establece un carajo acerca de como tratar psicológicamente con una máquina que de partida ya tiene todas las jugadas grabadas. Solo mira a Gary Kasparov. La norma es que si oprimes @X ella te responderá con @Y. Nunca te responderá otro valor distinto que @Y por la sencilla razón que todas sus variables han sido lógicamente asignadas. Al igual que un cerebro ha sido cargado con variables que de una manera lógica (para su propia arquitectura) seguirá un modelo establecido desde su nacimiento hasta su muerte.»

―Ja ja, me encanta.

Habiendo aclarado este punto puedo esclarecer mi desvalorizado mensaje: solo quería demostrar que las reglas son un fantasma. No creas en las reglas. Ni tampoco en los fantasmas.